sábado, 15 de diciembre de 2007

¡MAL FARC-IDOS!

No es que de verdad uno espere que los tipos de las Farc tengan buen humor. Es más, uno sospecha que gente así en realidad no deben tener ningún tipo de humor.

Por eso sorprende es que sí tienen humor, pero el de la peor clase: un humor cínico y macabro, que seguramente en las profundidades de la selva colombiana debe hacer reír mucho a los custodios de Ingrid Betancourt y de los demás secuestrados, porque lo que es por acá no genera sino una mueca de asco profundo.

El botón de muestra es esta "caricatura" publicada en Anncol, a la que llegamos a través de este post del Elefante Azul, a quien, igual que a nosotros, le parece que la “nueva Colombia” de la que habla el vejete secuestrador no es más que una tumba.

Sí, que triste que les produzca tanta risa tanto dolor…